loader

DEBIDO A LA PANDEMIA, ACUERDAN AUTORIDADES CIVILES Y ECLESÍASTICAS CONTINUE EL CIERRE DE TEMPLOS

  • Sostiene alcalde de Tultepec reunión virtual con Obispo de Cuautitlán. Festividades patronales seguirán suspendidas para evitar propagación del virus.
  • Coincidieron que estas disposiciones deberán mantenerse como una medida que abone a reducir el riesgo de infecciones y de decesos provocados por COVID-19.

El alcalde Marco Antonio Cruz Cruz, sostuvo una reunión virtual con el Obispo de la Diócesis Cuautitlán, Monseñor Don Guillermo Ortiz Mondragón, para evaluar las medidas tomadas y el manejo que han dado las autoridades de distintas instancias a la emergencia sanitaria por COVID-19.

Durante la entrevista, ambas autoridades calificaron como acertada la decisión de continuar con el cierre de templos y la no celebración deninguna ceremonia religiosa y/o pagana evitando así la concentración de personas y con ello la propagación del virus.

El edil agradeció esta coordinación entre autoridades civiles y eclesiásticas en cuanto al cierre de templos, sobre todo porque Tultepec es un municipio muy respetuoso de sus tradiciones religiosas, que cuenta con 12 capillas y siete parroquias, 38 mayordomías y poco más de un centenar de celebraciones festivas cada año.

De ahí que cobre mayor relevancia el cierre de estos espacios de culto, con el objetivo de evitar la concentración de personas con el riesgo de propagar el virus de COVID-19, sobre todo porque las estimaciones de contagios y de decesos hechas por autoridades de salud han sido superadas y la etapa de infecciones sigue siendo crítica manteniendo el semáforo en alerta máxima.

El presidente municipal precisó que tan sólo en estas fechas en Tultepec se realizarían importantes celebraciones que son la de Santiago Apóstol y San Antonio de Padua, las cuales, como ha ocurrido con otras festividades en los últimos tres meses debido a la pandemia han sido suspendidas.

De igual forma aseguró que en el caso de la festividad de la Natividad de Nuestra Señora de Loreto, una de las dos más grandes del pueblo, la cual se lleva a cabo el 8 de septiembre, su celebración será valorada en coordinación con el Obispo con base a la evolución de la pandemia.

Tanto el alcalde como el obispo, coincidieron en asegurar que estas disposiciones deberán mantenerse como una medida que abone a reducir el riesgo de infecciones y de decesos provocados por COVID-19, en tanto el pico de contagios siga alto y el semáforo epidemiológico se mantenga en rojo.

Finalmente, el Obispo Monseñor Don Guillermo Ortiz Mondragón, dijo que, así como se está haciendo en otros ámbitos de nuestra vida cotidiana, autoridades eclesiásticas están estudiando las acciones y medidas que deberán tomarse en los templos una vez que se reanuden las actividades con base en la llamada “nueva normalidad”.

El alcalde Marco Antonio Cruz Cruz, informó que en los próximos días igualmente se reunirá con los párrocos de Tultepec, a fin de mantener en sintonía estas y otras acciones con el objetivo de abonar en la reducción en el número de infectados por el virus SARS-CoV-2.